lundi 27 février 2017

¡Viva la Novia!

No, esta vez no se trata de una boda... Una celebración, igual sí... ¡pero con cinco novias y guitarras! Cinco novias que se llaman Vera (voz), Idoia (guitarra), Iñaki (bajo), Olga (batería) y Sara (teclados). Cinco novias que no había visto en concierto desde hacía bastante tiempo, la verdad... Así que cuando tocaron el mes pasado, no pude resistirme. 

Llegué a conocer el grupo porque conozco a la cantante. De vez en cuando, tus amigos se lanzan en actividades artísticas que como amig@, apoyas porque les conoces, porque sabes de dónde vienen y lo que necesitan, porque en regla general te esfuerzas en apoyar todas las nuevas iniciativas artísticas alrededor tuyo, porque no te atreves a decirles que no te gusta nada lo que están haciendo, etc. Pues en el caso de Viva la Novia, nada de esto es cierto. Hace unos años ya, escuché por primera vez las canciones del grupo, eso sí un poco por solidaridad con mi amiga y un poco por curiosidad porque siempre me encanta descubrir nuevos artistas. La verdad es que me llevé un shock. No me esperaba nada de esta primera escucha... ¡y me encantaron las canciones! Una mezcla de pop-rock a la vez dinámico y melancólico. Y me gustó muchísimo el tono de voz de Vera... que conocía, por supuesto, ¡pero así no!

Luego, como a veces pasa en la vida, tuve muy pocas ocasiones de ver al grupo en vivo. Cada vez que tocaban, no me encontraba en Barcelona. Pasé tanto tiempo sin poder volver a verles en vivo que empecé a creerme que había una especie de maldición jugando en contra nuestra. Y por fin, el mes pasado, vi pasar una invitación al Inusual Project, que organizaba una "merienda" para todos (entender: para niños también)... incluyendo un concierto de Viva la Novia. Me pareció muy divertida la idea. Después de todo, no veo por qué a los niños (y sobre todo a los padres) sólo les tocaría escuchar música infantil. Y milagro: estaba en Barcelona a esta fecha... Por fin, ¡parecía que se había acabado la maldición! Decidí ir acompañada de mi cámara reflex, que aún no me atrevo mucho a llevar a conciertos, y pude disfrutar de un gran momento con un grupo muy en forma y, desde luego, un público muy entregado. Me gustaron mucho las nuevas canciones en castellano, que brindan algo más de diversidad al repertorio. Y la sensación general que me dio fue que el grupo pareció haber crecido bastante, tanto a nivel de sonido, como a nivel de confianza en un escenario.

¡Muy bien hecho, novias! Ahora esperamos con ansia las nuevas canciones y, como no, el próximo concierto... :-)

¡VIVA!



1 commentaire:

Didier Morillon a dit…

Bon...ne parlant pas espagnol, je n'ai rien compris au préambule mais je suis sûr, d'après les photos, que ça devait être cool ;-)